Lugar de encuentro para personas con Fobia Social o Ansiedad Social en Sevilla. Regístrate y acude a nuestras actividades y kedadas.

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas

» Me presento
Vie Dic 25, 2015 1:07 am por Antonioni

» Hola a todos
Mar Dic 22, 2015 11:41 am por Antonioni

» anecdotas fobicas
Mar Dic 22, 2015 11:20 am por Antonioni

» Hola a todos
Vie Dic 18, 2015 11:13 am por Antonioni

» reunión para reactivar foro
Jue Nov 05, 2015 2:32 pm por Vencer el miedo

» siento que me falta algo
Lun Oct 05, 2015 12:09 am por mary30

» Desesperación
Lun Mayo 18, 2015 7:40 pm por rocigar

» Técnica de Visualización
Dom Feb 08, 2015 8:08 pm por Gladiador

» La Culpa
Dom Feb 01, 2015 9:04 pm por Gladiador

FSS en Facebook

Agosto 2017

LunMarMiérJueVieSábDom
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031   

Calendario Calendario


Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Comparte
avatar
andarina
Maestro
Maestro

Mensajes : 55
Puntos : 2174
Fecha de inscripción : 20/11/2011

Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por andarina el Vie Ene 20, 2012 12:04 am


Mirad que artículo me he encontrado por ahi. La verdad que es bastante machacante pero me ha llamado la atención por eso. La primera frase, que es lo que me ha incitado a seguir leyéndolo, en cierto modo, tiene bastante sentido.
A ver que os parece.


(Fuente: Las crisis existenciales del nuevo siglo. Ana Isabel Zuazu)

El fóbico social es un narcisista que no se atreve a serlo. Así pues, el temeroso de ser él mismo es un ansioso con una intensa preocupación acerca del control racional e inteligente con el que cree que debe afrontar las situaciones que le horrorizan y que podrían poner en entredicho su dignidad y su capacidad de control emocional. En el fondo, lo que teme es el resultado catastrófico de una liberación imprevista e inadmisible de sus deseos inconscientes.

El fóbico es pues necesariamente un reprimido, además de ser un inseguro.El temor de ser uno mismo nace de la ineluctable tendencia a encerrar los deseos más recónditos en una razón entendida como represión, orden, normalidad y moral. La fobia social es, en este sentido, una negación del derecho de desear. El fóbico aparta de su consciencia todos aquellos afectos, emociones e instintos inaceptables, e intenta abolirlos con tal rigidez que quedan cautivos en el inconsciente, pero con tal fuerza perturbadora que parecen una olla a presión a punto de estallar. El control de los deseos a los que ha negado el derecho de existencia es difícil, hasta el punto de que éstos pugnan constantemente por emerger y arrastrarle hacia conductas que teme sean repudiadas por su entorno, y en particular por las personas de autoridad.

El deseo, que la represión ha separado de su representación simbólica por miedo al repudio, queda libre en forma de angustia, la cual es elaborada y ligada a numerosas situaciones sociales. Además , el fóbico tiene interiorizado un orden moral tan rígido, persecutorio y destructivo, que necesita reproyectarlo y ubicarlo fuera, donde lo percibe amenazador, formándose mediante este complejo mecanismo las situaciones temidas, que incluyen tanto el deseo como su recusación. Quedan así estranguladas sus posibilidades de un desenvolvimiento social satisfactorio.

El fóbico se siente sofocado en sus iniciativas y empobrecido en sus posibilidades personales. Evita mirar cara a cara, pues su escasa seguridad queda en evidencia. No le gusta que le observen mientras desarrolla una actividad que no domina, ni ser objeto de críticas ni de comentarios chistosos. Se retrae, se refugia en un mundo imaginario, no atiende a las solicitudes de los demás y parece ensimismado. Hablar en público tiene para él connotaciones apocalípticas, supone un apunte dramático, urgente y dantesco. Las palpitaciones, el temblor, la sudoración y una inoportuna sequedad de boca acuden a la cita con puntualidad inglesa y atenazan implacablemente su discurso ante la mirada escrutadora del público.

La valoración que hace de sí mismo es baja y tiende, por ello, a considerar a los demás como críticos despiadados, por lo que opta por el laconismo en cuanto intuye la presencia de un semejante. Odia a los demás, pues problematizan más aún su vida, que ya de por sí es una angustiosa incógnita. Se siente incómodo ante las figuras de autoridad. No es extraño pues que adopte frente a ellas una actitud sumisa e incluso suplicante.

Nunca se atreve a negarse a nada ni protesta si cree ser víctima de un engaño. Es un artista de la resignación, un especialista en la aquiescencia y un mártir sin causa. Ejerce sus derechos ciudadanos con timidez, de puntillas y sin hacer ruido, pidiendo perdón por el atrevimiento. Es más espectador que actor de su propia biografía. Dubitativo ante las exigencias cada vez mayores de la vida social y laboral, se muestra huidizo de los compromisos y responsabilidades. Inseguro y dependiente, el temeroso de ser exterioriza una queja permanente en forma de cansancio crónico, ansiedad y temor a la soledad, nacida de un agrietamiento de su frágil estructura psicológica; derivada, a su vez, de la frustración producida por su insignificancia existencial, que choca frontalmente con un mundo extremadamente complejo.

Prefiere hablar por teléfono o expresarse por escrito que enfrentarse a la hostil mirada del otro. Alérgico a la burocracia, detesta ir a las ventanillas de la administración pública, sobre todo si va con la razón, pues teme no saber defender sus intereses y quedar además como un imbécil. Vive las relaciones interpersonales como conflictos inevitables que provocan la necesidad de protegerse de ellas. De ahí, la urgencia de enviar su cuerpo adecuadamente vestido a luchar contra los elementos, mientras su propio Yo queda en casa bien arropado.

Está de tal modo habituado a temer el ridículo, la crítica o la desaprobación, que su mirada, su voz y sus gestos, contra su voluntad , expresan un miedo irracional ante la proximidad de cualquier potencial adversario. Es una de esas patéticas personas cuyo principal problema consiste en protegerse de los demás. Es rígido, cauteloso, silencioso si es necesario, receloso siempre e incapaz de mostrarse natural y confiado. Ante el prójimo su escasa espontaneidad se pierde y su despreocupación termina.

Parece resignado con el espacio logrado. No siente demasiada curiosidad por lo que rebasa la línea de su horizonte, pues teme a lo que puede haber más allá. Insiste una y otra vez en lo conocido, en un inamovible recorrido dentro del repertorio de lo consuetudinario. Sus iniciativas se reducen a la consumación de recorridos harto repetidos y familiares, en un marco social atestado de temores injustificados, del cual sólo emerge hacia destinos estrictamente previstos. Y si traspasa este umbral, no lo hace sin la presencia de su acompañante habitual -objeto contrafóbico-, con quien mantiene una estrecha relación dependiente, inmadura y cargada de agresividad, que incluso puede llegar a ser sádica.

Como todo solitario tiene una gran vocación de masas, vive y sobrevive rodeado de gente, aunque sea imaginaria. Hace las cosas para que lo quieran los demás, y también para que le odien un poco, que el odio bien llevado acompaña mucho.

avatar
luz
Maestro
Maestro

Mensajes : 108
Puntos : 2205
Fecha de inscripción : 06/12/2011
Edad : 35

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por luz el Vie Ene 20, 2012 11:59 am

Andarina, por mi parte, agradezco las molestias de haberlo colgado y querer compartirlo pero de verdad, no creo que sea nada sano leer este tipo de textos...de dónde sacas estas cosas!!!¿?

saludos

Invitado
Invitado

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por Invitado el Vie Ene 20, 2012 2:42 pm

Desde luego que el texto no tiene desperdicio. Pero es interesante la visión que da de los fóbicos sociales. Nada constructivo, eso sí.
avatar
andarina
Maestro
Maestro

Mensajes : 55
Puntos : 2174
Fecha de inscripción : 20/11/2011

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por andarina el Vie Ene 20, 2012 5:20 pm

si, se que no nos ayuda nada, pero no se, me llamó mucho la atención, la forma tan cruel de describir el problema. lo encontré en un foro
siento si a alquien le ha deprimido mucho

felix
Aprendiz
Aprendiz

Mensajes : 13
Puntos : 2190
Fecha de inscripción : 11/09/2011

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por felix el Dom Ene 22, 2012 2:15 am

magestuoso...genial...voy a buscar quien ha escrito este texto..porque es genial. Seguro debe ser alguien con fobia social pues la describe con una profundidad y consciencia envidiable.
Si ..debe ser alguien que ha tenido fobia social y seguramente la ha superado..pues solo con una consciencia tan profunda y valiente de uno mismo puede superarse este tipo de problema.

Yomismo
Aprendiz
Aprendiz

Mensajes : 10
Puntos : 2098
Fecha de inscripción : 09/12/2011
Edad : 46
Localización : Sevilla

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por Yomismo el Dom Ene 22, 2012 12:54 pm

No creo que el artículo sea negativo. Lo que describe (como la mayoría de artículos concerniente a este problema), son unos síntomas o situaciones que los afectados por ansiedad social las viven como ansiosas al enfrentarse a ellas, o inclusive evitándolas para amortiguar el sufrimiento. Evidentemente, como personas diferentes que somos, podemos tener matices, o estar más o menos de acuerdo en ello.

Además, no hace falta ni leer artículos de ansiedad social. Si hacemos una introspección, conoceríamos perfectamente nuestros miedos, anhelos y frustraciones. El artículo este, o cualquier otro en este sentido, lo que hace es identificarnos con este problema, y por extensión, comprender que no somos la excepción.

Todos lo habidos y por haber en este foro, saben perfectamente que sus síntomas están en la retahíla mencionada en el artículo.

¿Por qué suceden estas cosas? La literatura científica abunda en cuanto a la sintomatología se refiere, no ya en este trastorno sino de todos los trastornos de la personalidad, pero escasea en cuanto a la etiopatogénia. La Psicología y la Psiquiatría en este sentido está en pañales. Si bien es cierto que en los últimos años los estudios están corroborando que existen diferencias bioquímicas entre los afectados y personas normales. Y eso implica el condicionamiento genético, tan influyente y determinante en nuestra salud.

Nos tocó lidiar con esta enfermedad. Los hospitales están atestados de personas enfermas, niños, jóvenes, adultos y ancianos, con enfermedades más o menos graves y hasta mortales, y todas ellas luchando por su salud y bienestar. Y yo (me gustaría que también ustedes), desde luego no voy a ser menos.

Saludos, en esta agradable mañana de Domingo
avatar
odintor
Maestro
Maestro

Mensajes : 272
Puntos : 2890
Fecha de inscripción : 20/09/2010
Edad : 51
Localización : Sevilla

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por odintor el Dom Ene 22, 2012 3:31 pm

El articulo este me parece genial, sobre todo por que es politicamente incorrecto y seguro alguno que otro se sentirá que le ha tocado una fibra sensible que normalmente nos gusta eludir, como el avestruz que esconde la cabeza para obviar un problema tan evidente.

Me gusta mucho descubrir que hay personas que saben verlo, no como un articulo provocativo, sino como un acicate para darse cuenta de que este problema, como muchos otros, deben resolverse desde dentro de cada uno; si somos conscientes de esos factores que nos hacen hundirnos en la conmiseracion propia, pero no somos capaces de resolverlos de la mejor manera posible para los recursos de cada uno, nunca se avanzará, siempre nos quedaremos en la resignacion de ser asi....cuando en realidad podemos realizar el cambio, yo lo llamo catarsis, cada cual que lo llame como quiera.

Personalmente he enfocado el problema de la fs como un asunto de filosofia personal, y algunos saben a que me refiero cuando es necesario y fundamental realizar un cambio sustancial de nuestra propia existencia, de ver las cosas de otra forma, de quitarse el corsé de nuestra educacion y convencimiento de que esto es algo genetico que llevaremos a la tumba..me niego a ello, el ser humano es capaz de cambiar, de redeeditarse y en base a ello es posible la revolucion personal...todo lo demas es marear la perdiz, o perderse en denominaciones y etiquetas...

ojala este escrito, que la compañera andarina tan amablemente ha compartido, sirva de revulsivo a mas de uno, le haga plantearse que la solucion requiere la valentia de rebelarse contra uno mismo, contra nuestros principios que nos llevan a creernos enfermos sociales sin solucion...pero no soy iluso se que ese factor fs sigue en mi, que no quiero unirme a otras personas, que deseo volar a faros solitarios, no obstante es posible emplear esta dolencia para descubrir que nuestra forma de vida es tan digna y normalizada, como la de cualquiera que se defina como normal socialmente.

La vida de cada uno es corta, y no debemos desaprovechar la oportunidad de ser felices simplemente asumiendo que ser fs no es ninguna tragedia, que incluso a vista de otras personas es un detalle de humanidad, por que solemos ser personas autenticas y con valores muy positivos que pueden aportar mucho de bueno a otros; aqui deberia decir que el paso siguiente es no ser egoistas y demostrar que es facil compartir nuestra "debilidad" sin miedos a que nos hagan daño por ser como somos..me siento orgulloso de padecer fs, por que se que puedo decirlo sin que ello suponga un rechazo ante los demas, muy al contrario, la gente me ha demostrado mucha comprension y acercamiento cuando se lo he expuesto sin complejos.

avatar
andarina
Maestro
Maestro

Mensajes : 55
Puntos : 2174
Fecha de inscripción : 20/11/2011

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por andarina el Dom Ene 22, 2012 4:35 pm

Para los que esteis interesados en leer el artículo completo, aqui os dejo el link: (Está en la web de la Asociación Española de Neuropsiquiatría)

http://documentacion.aen.es/pdf/revista-norte/volumen-iv/revista-14/011-las-crisis-existenciales-del-nuevo-siglo%20.pdf

Aunque no estoy de acuerdo al 100% con el artículo, me parece muy interesante la forma en que desmiga cuál es el origen o los orígenes de la fobia social, y de los otros trastornos psicológicos de los que habla. La visión adaptativa que le da al artículo y la firmeza con que está redactado es bastante inquietante.

Contenido patrocinado

Re: Las crisis existenciales del nuevo siglo.

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Jue Ago 24, 2017 1:18 am